¿Por Qué Hacer Una Planificación de Sitios?

La meta del proceso de planificación de sitios, según Kevin Lynch, es "hacer lugares que resalten la vida diaria — la cual libera a sus habitantes y les da un sentido del mundo en que viven." Esta es la idea de hacer un lugar — en el cual crear un entorno físico que sea placentero y seguro para vivir, para volver a casa, crecer y envejecer.

Aquí hay algunas razones adicionales por las cuales la planificación de sitios es importante:

Crear lugares y comunidades. Después de la devastación de los huracanes Mitch y Georges, surgió una necesidad inmediata de albergue. Se construyeron estructuras temporales rápidamente para dar una solución inmediata a un problema abrumador. Sin embargo, no se hizo con la idea de proveer refugio permanente y los trabajadores de emergencia por lo general tenían tiempo para poder situar viviendas de acuerdo a las condiciones del lugar o con orientación habitacional. La planificación de sitios es un proceso que ayuda a llevar a las personas de un refugio temporal a viviendas seguras, permanentes que estén diseñadas para acoplarse a las características del lugar. Define los espacios públicos y proporiona áreas para la interacción, dándole a los residentes un sentido de lugar y un sentido de comunidad.

Reducir la vulnerabilidad a los riesgos naturales. La salud y la seguridad humana pueden ser mejor protegidas si usted analiza primero las condiciones de un lugar potencial para un desarrollo y toma en cuenta las oportunidades y limitaciones del sitio. En la región hay áreas que son muy propensas a inundaciones, a terremotos, o que pueden ser directamente afectadas por un huracán. Cuando usted analiza y entiende un sitio, usted obtiene información necesaria para evitar áreas de riesgo, tales como zonas con fallas asociadas a terremotos. Usted puede manejar actividades de desarrollo para ayudar a prevenir que las pendientes adyacentes puedan volverse inestables. La vivienda que se construye en armonía con su ambiente natural puede tener mejores posibilidades de resistir el impacto de un riesgo natural.

Proteger el medio ambiente natural. A través de toda la región hay áreas de una tremenda belleza. Por ejemplo, las montañas dramáticas, las zonas costeras preciosas y los extensos valles del dinámico entorno natural son áreas que también necesitan protección. La planificación de sitios puede ayudar a preservar el legado de la Naturaleza. La selección del sitio implica buscar los lugares más apropiados para el desarrollo. Esto tiene una relación directa con la protección del medio ambiente. Colocar viviendas en áreas relativamente planas requerirá de menor movimiento de tierra, lo que a su vez ayudará a mantener estable el sitio. Identificar áreas con árboles u otra vegetación y situar la vivienda de una forma que requiera remover la menor cantidad de vegetación ayudará a estas áreas a proveer beneficios en la forma de ventilación, barreras contra el viento y control de erosión. Las carreteras se pueden localizar en armonía con la topografía, dejando que continúen los esquemas de desagüe natural. Es importante recordar que cada sitio presenta limitaciones, pero que también ofrece retos y oportunidades.

Proteger la salud pública. Los climas tropicales traen con ellos enfermedades tropicales. En áreas urbanas y rurales pueden haber brotes de enfermedades tales como malaria, fiebre tifoidea, cólera o dengue. Aunque la planificación de sitios no puede eliminar tales brotes, puede ayudar a reducir que esas ocurrencias se propaguen, planificando condiciones sanitarias básicas para la vivienda. Muchas de estas enfermedades son transmitidas mediante la contaminación del agua o de los alimentos. Usted puede proteger la fuente del recurso de agua para un área de desarrollo preservando el sistema natural de desagüe, plantando vegetación para que absorba el exceso de agua, o creando un sistema de cloacas adecuado. Así puede ayudar a reducir el potencial de contaminación y la atracción de zancudos. Al crear áreas de espacio libre para el público, usted proporciona un ambiente más saludable donde los niños puedan jugar en lugar de hacerlo en las áreas de drenaje frente a sus hogares. Además se pueden planificar áreas que sirvan como jardines o huertos, para proveer una fuente de alimentos para los residentes.

Incrementar el valor de venta en el mercado. Cuando usted invierte su tiempo y su experiencia en el proceso de planificación de sitios, el resultado es un desarrollo habitacional que tiene valor constante en el mercado. Cuando usted puede mostrar las consideraciones tomadas en cuenta al escoger un terreno y al diseñar el sitio, lo más seguro es que recibirá fondos y aprobaciones para su proyecto, de fuentes externas, organizaciones gubernamentales, de organizaciones nogubernamentales, de financieros privados o de otras fuentes. Si usted puede mostrar planos y programas para el uso del suelo y la instalación de infraestructura, habrá mayor confianza en el éxito de su proyecto y la planificación de sitios crea viviendas que son de mayor valor financiero para diversas entidades: banqueros, propietarios y residentes de las áreas aledañas. La gente en la región tiene poco dinero accesible para pagar sus hipotecas. La planificación de sitios les ayuda para que puedan utilizar sus recursos de una manera más eficiente.

Fomentar la capitalización. La planificación de sitios crea también un fundamento para valorizar la inversión a largo plazo. Al crear hogares y comunidades que perduran, usted genera un desarrollo que tiene el potencial para crecer. Otros desarollos habitacionales van a querer ser construidos cerca para capturar el valor que se ha creado. El sitio será más atractivo para inversionistas en busca de locales para negocios, creando así mercados de trabajo. El desarrollo de instalaciones públicas, tales como escuelas e iglesias harán valer más los esfuerzos si la comunidad ve el proyecto como algo que va a perdurar. La creación de esta base para crecimiento resultará en incrementos al valor de las propiedades, en la estabilización de dicho valor y en el potencial para mayor crecimiento, un proceso conocido como capitalización.

Previa    Siguiente